El Cielo del Sur

4862575541_4b701b41cb_mUna de las cosas a las que nunca había prestado atención es al cielo del hemisferio sur, distinto en mucho al que veo a menudo (siempre que salgo de la urbe de Madrid, donde es imposible) desde España.

Me abrió los ojos una excursión astronómica que hice en San Pedro de Atacama. Este lugar desértico, donde apenas llueve y por lo tanto la ausencia de nubes sucede en gran parte del año, donde no hay contaminación y donde los núcleos de población son escasos y distantes, es el lugar ideal para este tipo de observaciones. No en vano, fue el lugar elegido para establecer el observatorio ALMA, sin duda uno de los mejores sitios del planeta para la observación astronómica.

Desde San Pedro de Atacama hay una excursión astronómica francamente recomendable donde explican todo esto, de forma muy ilustrativa además. No soy aficionado a la astronomía y allí descubrí una serie de apuntes que me guardo:

  • Existen alrededor de 88 constelaciones, que no dejan de ser convenciones de agrupaciones de estrellas que se ven a simple vista.
  • Las estrellas se mueven a gran velocidad, pero no para el tiempo de vida humano. Las representaciones más antiguas es estrellas muestran el cielo tal y como es hoy en día.
  • Lo único que desde hace años se vió que cambiaba eran las llamadas “Estrellas Errantes”, que se movían a través de las 12 constelaciones zodiacales. Hoy sabemos que son los planetas del Sistema Solar, algunos de ellos casi no visibles por su cercanía al Sol, que percibimos en un mismo plano.
  • En el Hemisferio Norte utilizamos la Estrella Polar para determinar el Norte en horas nocturnas. En el Sur se calcula gracias a la “Cruz del Sur”, prolongando 4,5 veces una de las rectas imaginarias. Los ingleses lo calculaban además cruzando esa línea con otra que salía de la perpendicular de las estrellas “pointers”
  • Desde Plutón, el Sol se ve como una estrella más, apenas poco más intensa que otras.
  • A simple vista se pueden ver como 5.000 estrellas. Realmente se estima que existen varios trillones, un número tan absurdamente alto que las posibilidades de que haya Sistemas Solares similares a nuestro es tan alta que se da por hecho.
  • La sección de Vía Láctea que se ve desde el hemisferio sur es mucho más “lechosa” que desde el hemisferio norte. Hay algunas zonas “calvas” donde se dibuja una llama o una jirafa, dependiendo de la cultura que observaba. Se pensaba que una de esas zonas despobladas generaba la Nebulosa de Magallanes. Magallanes fue uno de los primeros hombres del hemisferio norte en ver la nebulosa que lleva su nombre, y pensaba que era un pedazo de vía láctea que se había caído. Realmente hay un hueco allí que encaja perfectamente.

Me imagino a los descubridores antiguos, en largas y solitarias noches frente al mar de estrellas, dibujando constelaciones y pensando en qué podía ser todo aquello, en tiempos en los que apenas se aceptaba que la tierra era redonda.

Posts relacionados

Also read...